21 agosto 2017

Recupera tu pelo después del verano

Cuando termina el verano es habitual notar que nuestro pelo está más deteriorado. Ahora que ya estamos casi casi acabando, nos percatamos de las muchas agresiones que sufre, tales como el exceso de sol, el cloro de las piscinas y la sal del mar, entre otros. El cabello se reseca y se vuelve áspero, sin brillo, encrespado y decolorado, además de completamente deshidratado. Para conseguir recuperar el brillo y la vitalidad en nuestro pelo tras el verano, en BABÉ os traemos algunos consejos para ponerlo a punto de nuevo.
















Haz una visita a la peluquería
Es fundamental sanear las puntas y cortarlas después del verano, ya que éstas se abren mucho en verano. Pide cita en tu peluquería habitual y no dudes en solicitar también un tratamiento de hidratación, que te ayudará a recuperar la suavidad y el brillo perdido. También, si llevas mechas o tinte, es aconsejable renovar el color, ya que se suele producir una pérdida del tono habitual por la exposición al sol.

Utiliza un champú extrasuave
El pelo dañado requiere de un cuidado especial para recuperar su brillo, suavidad y fluidez. Para lograrlo es imprescindible utilizar el champú adecuado que nos proporcione la hidratación que necesitamos. Debe ser un básico en nuestros productos de cuidado diario, y no podemos utilizar cualquiera que encontremos en un supermercado. En la línea capilar de BABÉ, os recomendamos nuestro Champú Extrasuave, que hidrata, aporta suavidad, brillo, volumen y flexibilidad gracias a sus activos acondicionadores, que facilitan el peinado sin irritar, respetando el ph del cuero cabelludo.























Haz una mascarilla capilar nutritiva casera
Después de lavar el pelo con champú extrasuave, prepara una vez a la semana, una mascarilla nutritiva en casa. Os dejamos tres de nuestras recetas favoritas, que son facilísimas y súper efectivas.
- Aceite de argán, huevo y miel.
- Aloe vera y huevo.
- Aceite de almendras dulces.

Extiéndelas de la raíz a las puntas para reparar todo el cabello y obtener resistencia y flexibilidad. Cuánto más tiempo la dejes actuar, mejor será el resultado. Una buena idea es aplicarla antes de dormir y volver a lavara a la mañana siguiente para retirarla. ¡Los resultados os encantarán!

Otros trucos para cuidar tu pelo
- Evita usar secadores y planchas porque resecan mucho el cabello. Es preferible dejar secar al aire libre.
- Utiliza aceite o sérum en las puntas sobre el cabello seco o mojado para lograr mayor hidratación.
- Para conseguir mayor brillo, es aconsejable que el último aclarado se haga con agua fría e incluso con un poco de vinagre.
- Utiliza peines y cepillos de materias naturales, que no rompan el cabello ni lo encrespen.

Con todos estos consejos, veréis que recuperar y reparar nuestro pelo tras el verano será mucho más sencillo. Así estará prepararlo para el invierno, ya que el frío y otros factores también contribuyen a estropearlo. Pero de esto ya os hablaremos más adelante. De momento, tomad nota para ponerlo a punto después de las vacaciones. ¡Vamos a volar nuestras melenas al viento!
Gracias por dejarnos formar parte de tu vida.