07 noviembre 2017

Atopía infantil: cómo cuidar su piel

La dermatitis atópica es una enfermedad de la piel que provoca picazón, hinchazón y enrojecimiento. Aunque es una enfermedad que está presente tanto en niños como adultos, es muy común que suela aparecer en edades muy tempranas y que afecte a bebés a partir de los dos meses de vida. Los niños que padecen la atopía infantil tienen en común una piel muy sensible que debe tener unos cuidados especiales. Esta enfermedad de la piel puede durar años, y esto significa que tendrán brotes en determinados momentos. Esto depende de muchos factores, como el clima, la hidratación, la contaminación, etc.

Es muy importante mantener unos cuidados adecuados para evitar y prevenir que los brotes sean habituales. Desde Laboratorios BABÉ os indicamos algunas pautas sobre cómo cuidar la piel de los más pequeños que sufren esta incómoda patología.
















- La higiene corporal de los niños es fundamental, pero hay que saber que si sufre atopía los baños deben ser cortos y preferiblemente con agua caliente o tibia.

- Los jabones infantiles comunes están prohibidos y es imprescindible utilizar los específicos para estos casos, como el Jabón Emoliente de BABÉ, que contiene más de un 20% de aceites activos que limpian, cuidan y protegen de manera muy suave la piel de los más pequeños, y repara y aporta confort inmediato. Recuerda que es importante aplicarlo sin frotar ni utilizar esponjas, ¡qué mejor que las manos de sus papás!

- Después del baño hay que secarlos con toallas o albornoces de algodón, sin frotar, solamente con el contacto.

- Es imprescindibleen su cuidado diario mantener una perfecta hidratación. Después del baño, y al igual que con el jabón, usa una crema indicada para pieles atópica, y evita aquellas que contengan perfumes. En este caso, la Crema Emoliente Pediátrica de BABÉ nutre intensamente y restablece la hidratación de la piel seca o atópica, aliviando la sensación de picor, irritación o tirantez.

- También os recomendamos para su higiene diaria, en caso de que se manchen la piel con pintura, restos de comida o suciedad de jugar en el parque, para eliminar los restos, utilizar el Agua Micelar Dermolimpiadora Pediátrica de BABÉ, ya que, además de limpiar suavemente su piel, tiene acción calmante y aporta alivio de manera inmediata. Una opción alternativa a las clásicas toallitas, que pueden irritar su piel.















De esta manera podremos ayudar a los más pequeños a cuidar de su sensible piel y ayudarles a prevenir las molestias derivadas de la atopía infantil. ¡Protege su piel y cuidarás de su salud!
Gracias por dejarnos formar parte de tu vida.